Goleta "Cantabria Infinita"


Cantabria Infinita

La actual goleta "Cantabria Infinita" fue diseñada en 1979 bajo el nombre de "Taurus" por Esteban Vicente Jiménez, quien también se hizo cargo de dirigir la construcción del barco que se caracteriza por haber sido elaborado según las

clásicas y artesanales técnicas de los carpinteros de los carpinteros de ribera de Lekeitio (Bizkaia). Fué en este mismo puerto en el que se terminó de construir la embarcación tres años después, en el astillero Isuntza.

 

La botadura de la goleta tuvo lugar el 15 de mayo de 1984 con el nombre de "Itsaso-Petronor" contando con el patrocinio de la empresa petrolera homónima. La maquinaria y electrónica del barco fueron instaladas durante las siguientes semanas en la ría de Bilbao, concretamente en los desaparecidos "Astilleros Celaya" de Erandio, junto al puente de Rontegi.

 

Su destino inicial era llevar a cabo la vuelta al mundo siguiendo la ruta de Juan Sebastián Elkano, contando para ello con el apoyo de la petrolera que, sin embargo, abandonó el proyecto a los pocos meses de la botadura y antes de que

se iniciara el viaje.

 

Dos años después, la goleta viajó hasta las Islas Canarias, enclave donde permaneció hasta el año 2005 que fue cuando se dirigió hacia el puerto de Santander.

 

Durante toda su andadura, la goleta Cantabria Infinita ha experimentado muchas reformas que han servido para mejorar su presencia y efectividad.

 

En 2005 el gobierno de Cantabria contrató la goleta para convertirla en el velero imagen de la región. Fue trasladada a Santander, donde por 6 años, con el nombre Cantabria Infinita, fue utilizada para todo tipo de actividades:  Desde la formación de navegantes hasta excursiones turísticas.

 

Desde 2014 y renombrada como "Atyla", la goleta se utiliza como barco escuela internacional,  navega por toda Europa y el idioma a bordo es preferentemente el Inglés. Las etapas de navegación se definen en torno a eventos y regatas de barcos clásicos