Viajar solo


Viajar solo

 

En muchas ocasiones me han preguntado sobre viajar sólo en un crucero y lo que ello conlleva, las dificultades de encontrar una cabina individual y si realmente puede resultar entretenido y aconsejable este tipo de viaje. Intentaré al respecto dar mi punto de vista.

Para este tipo de viajeros solitarios uno de los principales inconvenientes es que normalmente los pasajes se venden en función de la ocupación de un camarote o cabina y en su gran mayoría estos están pensados para un mínimo de dos personas. Lo que supone que el reservar una cabina para un solo ocupante el precio de la misma se dispare de tal forma que desanime al pasajero que viaja sólo a vivir una experiencia en solitario a bordo de un crucero.

 

Afortunadamente no siempre esto es así y hoy en día existen varios barcos de crucero equipados con camarotes individuales. Entre las grandes compañías de cruceros, Norwegian Cruise Line fue la primera en dotar a sus barcos de camarotes tipo estudio específicamente para las personas que viajan solas. Desde su puesta en servicio, el año 2010, el buque Norwegian Epic cuenta con 128 camarotes de este tipo, denominados Studio, con precios acordes para huéspedes que viajan solos. Posteriormente otros buques de NCL fueron equipados también con este tipo de cabinas, como el Norwegian Breakaway, el Norwegian Escape y el Norwegian Getaway. 

Cabina individual del buque "Norwegian Epic" NCL
Cabina individual del buque "Norwegian Epic" NCL

Royal Caribbean se sumó, en 2011 a esta iniciativa, equipando a su buque “Radiance of the Seas” con 15 nuevas cabinas individuales. También disponen de cabinas individuales sus buques “Serenade of the Seas”, el “Brillance of the Seas” y por supuesto sus más modernos buques como el “Anthem of the Seas” o el “Quantum of the Seas”.

 

Cunard Line es otra de las compañías de cruceros que dispone de camarotes individuales, concretamente en su buque "Queen Elizabeth" con 9 cabinas de este tipo.

Camarote individual Costa Magica
Camarote individual Costa Magica

 

Costa Cruceros dispone algunos camarotes individuales en prácticamente la mitad de su flota, si bien estos camarotes de siempre han sido gravados con un suplemento en su precio.

El nuevo buque de Holland America Line, el Koningsdam que debutó en 2016, fue equipado con 12 camarotes individuales, toda una novedad en la flota de Holland.   

 

No sólo las citadas. Otras compañías de cruceros tienen sus buques equipados con algunas cabinas individuales destinadas a pasajeros que viajan solos  y en algunas ocasiones suelen ofertar también cabinas dobles para uso individual sin cobrar ningún tipo de suplemento, ofreciendo al que viaja sólo una tarifa razonable y asequible. Las promociones para las personas que viajan solas a bordo de un crucero son cada vez más numerosas y frecuentes por lo que la alternativa para el viajero solitario es mayor a lo que en principio podríamos suponer. En cualquier caso, cierto es que las cabinas individuales en los diferentes barcos son limitadas en número y suelen estar muy solicitadas, por consiguiente la reserva la deberíamos realizar con la suficiente antelación para asegurarnos la plaza.

Cabina individual del buque "Azura" de P&O Cruises
Cabina individual del buque "Azura" de P&O Cruises

Una alternativa para la gente que viaja sola, son los cruceros organizados para gente soltera denominados como “Cruceros para Singles”. Existe un sinfín de agencias de viaje especializadas en este tema, aunque convendría matizar este tipo de viaje organizado.

 

Los “Cruceros para Singles” están orientados a gente soltera, separada, divorciada o viuda que busca relacionarse con otras personas de similar condición o estado civil, por lo que pudiendo ser una alternativa no siempre es lo que busca la gente que viaja sola. Por lo que no debemos confundir lo que es viajar solo en un crucero con apuntarse a un crucero para “singles”.

 

También existen agencias de viajes dedicadas a viajeros solos que intentarán buscar otra persona en similar situación que sea compatible contigo para compartir una cabina doble.  

 

En cualquier caso un crucero es sin duda una de las mejores opciones para viajar sólo ya que nos movemos en un ambiente controlado y seguro, donde compartimos espacios con muchas otras personas, algunas de ellas en nuestra misma situación. En un viaje en crucero se acaba conociendo a mucha gente de diversa condición y diferente nacionalidad, por lo que es un lugar ideal para hacer nuevas amistades y tener la posibilidad de participar con otras personas en las numerosas actividades que se realizan en este tipo de viajes, bien sea a bordo del buque o en las diferentes excursiones que se realizan en los puertos de escala. 

Si te gusta este artículo compártelo